jueves, 14 de mayo de 2009

Sobre Las huellas borradas

Autor: Cynthia Sabat csabat@gmail.com
Publicado el 7 de febrero de 2000

De como la globalización borra huellas

Las huellas borradas habla de algo tan poco marketinero y lejos del glamour superficial como la pérdida de las raíces y los recuerdos de la infancia en manos del “progreso”. De todo lo que se llevan los años como una rueda que simplemente avanza, y de la nostalgia que despiertan las cosas para siempre perdidas.

Higueras es un pequeño pueblo surgido como musgo en el norte de León, España, que vive sus últimos días antes de ser anegado por un pantano. Las paredes, los árboles, el cielo, se llenan de significados. También las personas que llegan a despedirse del pueblo, como Manuel Perea (Federico Luppi) que aparece como un fantasma que desentierra el pasado, momentos antes de la desaparición. Allí estuvo siempre Virginia, la mujer de su hermano muerto, la mujer que hubiera huído con él pero que ya no es la misma.

Manuel llegará a despedirse de lo que fue y a tratar de recuperar el amor de Virginia, mientras el pueblo de Higueras desmantela sus vidas e intenta empezar en otra parte. Don José (Héctor Alterio) el viejo maestro de Manuel, y la alegre y sensible solterona Leoni no lograrán aceptar las mieles de las indemnizaciones y el progreso. Las huellas borradas es una película con un ritmo sensible e íntimo, cuya fuerza y profundidad surge en el final cuando esa nostalgia por las cosas perdidas se corporiza en los versos de Manuel. Una película antiglobalización que confirma que “todo lo que amamos tiene alma”.

LUPPI DIXIT
“Creo que el cine argentino está muy vapuleado, pero tengo esperanzas de que los cambios en el INCAA puedan traer soluciones. Además espero que Las huellas borradas tenga éxito y genere esa especie de efecto dominó positivo que nos permita acercarnos a la meta: hacer buen cine y mucho. Yo quiero que esta película tenga sentido para la gente que realmente trabaja por un país en serio, con honestidad y trabajo creo que se pueden cambiar cosas bastante discutibles de este mundo. Insisto en que lo que debemos hacer es un cine tan auténtica y hondamente nuestro como podamos para que por ese motivo sea universal.”

Publicado originalmente en MCI - Megasitio de Cine Independiente (www.cineindependiente.com.ar)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada